Los alimentos ricos en antioxidantes como frutas y verduras le dan batalla a las partículas oxidantes conocidas como radicales libres. Aquellos que contienen vitaminas A, C, E y betacaroteno, entre otros, son los indicados para mantenerse alejados de modificaciones en el ADN y cambios que aceleran el envejecimiento del cuerpo.

Antioxidantes: Frutas y verduras para darle pelea a la vejezFrutas y verduras con vitaminas A, C, E y betacaroteno actúan como antioxidantes contra los radicales libres.

Todos los individuos que necesitan de oxígeno para vivir producen algunas partículas oxidantes llamadas radicales libres. Éstas dañan y perjudican a las células y, en consecuencia, se genera el envejecimiento. Son sustancias que introducen oxígeno en las células y generan la oxidación de sus diferentes partes, modificaciones en el ADN y cambios que aceleran el envejecimiento del cuerpo.

Los antioxidantes son compuestos químicos que actúan para eliminar los radicales libres.

La exposición a algunos factores ambientales como el sol, el alcohol, el humo de los cigarrillos y la contaminación sumada a los radicales libres y a las defensas antioxidantes insuficientes, genera estrés oxidativo.

Las naranjas, los pimientos rojos y las uvas son algunas de las opciones para incorporar antioxidantes.
Los radicales libres también pueden colaborar para el desarrollo de enfermedades como el cáncer, la diabetes y problemas cardíacos. Además se lo vincula con cataratas, demencia senil, artritis reumatoidea y alteraciones de la inmunidad.

Si bien el cuerpo genera antioxidantes, una dieta rica en frutas y verduras contribuye a evitar el estrés oxidativo. Los alimentos que los contienen son, sobre todo, frutas y verduras que contienen vitamina A, C y E, betacarotenos, luteína, licopeno y selenio. Los cereales integrales, las semillas y los frutos secos también deben incluirse.

-Vitamina A: se encuentra en el huevo, la leche, frutas de color naranja y amarillo, zanahorias y espinaca.

-Vitamina C: está presente en la mayoría de las frutas y verduras, principalmente en cítricos, papayas, naranjas, kiwi, frutillas, tomates y brócoli.

-Vitamina E: se encuentra en frutos secos y semillas como pipas de girasol, avellanas y almendras. También está presente en las verduras de hoja verde como la espinaca y el brócoli.

-Betacaroteno: se puede encontrar en frutas y verduras como melón, zanahorias, garbanzos, papaya, mango, calabaza, brócoli, boniatos, remolacha, espinacas, coliflor y repollo.

-Luteína: está presente en pimientos rojos, repollo, lechuga, espinacas, maíz, mostaza, yemas de huevo y kiwis.

-Licopeno: se encuentra en frutas rosas y rojas como la sandía y la uva, y en los vegetales como el tomate.

-Selenio: es un oligoelemento presente en legumbres, frutos secos y cereales como el maíz, el trigo y el arroz.

Muchas de las frutas y verduras que contienen antioxidantes son propias del verano. Entre ellas se pueden encontrar: frutillas, kiwi, sandía, melón, naranja, morrón y tomate.

Los antioxidantes también cumplen una importante función en el organismo de los hombres. Según un estudio publicado en The American Journal of Clinical Nutrition, pueden ayudar a reducir la disfunción eréctil.

Un grupo de especialistas británicos realizaron una investigación durante 10 años en la que estudiaron los casos de más de 50.000 hombres. A lo largo de los años, se indagó sobre sus dificultades y problemas para tener una erección. También se averiguó sobre el nivel de flavonoides antioxidantes incluídos en la dieta de cada persona evaluada y el consumo de cítricos, frutos rojos, vino y té.

Según un estudio publicado en The American Journal of Clinical Nutrition, los antioxidantes reducen en los hombres las posibilidades de sufrir disfunción eréctil.

Aquellos que más consumían antioxidantes se vieron beneficiados en comparación con los que menos lo hacían. Los 1ros tuvieron un 14% menos de probabilidades de desarrollar disfunción eréctil. Si además se practicaba ejercicio físico, se disminuían en un 21% las posibilidades de padecerlo.

Aedin Cassidy, director del estudio, admitió "saber que el consumo de ciertos alimentos ricos en flavonoides reducen el riesgo de problemas cardiovasculares o diabetes. Pero es la primera vez que se asocia con una reducción de la disfunción eréctil"

Joomla! meta tags