Homepage

ULTIMAS NOTICIAS ir
 
ENTREVISTAS ir
 
Debe actualizar su versión de Flash Player para ver este video.
Consejos para dormir bien
 
 
CONSULTORIO ir
 
Debe actualizar su versión de Flash Player para ver este video.
RCP: Reanimación Cardiopulmonar - Solo con tus Manos
 
 
NOTAS DE SALUD ir

NUTRICIÓN

  • La palta. Fuente de belleza y salud

    Alimento estrella para el cuidado de la piel y para prevenir los problemas del corazón

    El aguacate o palta, es un gran antioxidante, gracias a su aporte en provitamina A y vitamina E

    Un aguacate aporta 322 kilocalorías. Perfecto para consumir en todas las épocas del año y como acompañamiento en recetas tanto dulces como saladas, esta fruta originaria de México se compone mayoritariamente de grasas monoinsaturadas, como el ácido oleico, altamente beneficiosas para la prevención de problemas cardiovasculares. Además, su aporte en sodio es bajo, por tanto se trata de un alimento de especial interés para pacientes con problemas de tensión elevada. Aquellos que padecen retención de líquidos, encuentran en el aguacate una ayuda extra, ya que es muy rico en potasio.

    La dietista – nutricionista, Júlia Farré de Alimmenta, lo recomienda especialmente por ser un gran antioxidante, gracias a su gran aporte en provitamina A y vitamina E. Por ello, es un buen aliado para el cuidado de la piel, manteniéndola hidratada y nutrida. Este alimento es rico en magnesio, mineral que interviene en la transmisión del impulso nervioso, por lo que su consumo interesa también mucho a los deportistas que quieren prevenir los calambres musculares. En épocas de ansiedad y estrés, el aguacate debe ser también un básico en la despensa, al contener vitamina B6, que trabaja para un correcto funcionamiento del sistema nervioso. Además, es una buena fuente de ácido fólico, siendo muy aconsejable para las mujeres embarazadas.

    Composición nutricional por 100 gramos:

    Kcal 134
    Hidratos de carbono, 1,3 g.
    Proteínas: 1,3g.
    Grasas: 13,8g.
    Agua: 79 g.
    Fibra: 2,4g..
    Sodio: 4 mg.
    Potasio: 320 mg.
    Magnesio: 18 mg.
    Vit B6: 0,26 mg.
    Vit B9: 9 µg.
    Vit E: 2,27 mg.
    Vit. A: 19 µg

CLÍNICA MÉDICA

  • Cómo lograr una buena circulación en invierno.

    En tiempos de bajas temperaturas, tendemos a comer más y a hacer menos ejercicios, lo que puede provocar la aparición de molestias circulatorias, retención de líquidos, pesadez de las piernas, aletargamiento y calambres nocturnos.

    Las manos y los pies son los primeros en ver afectada su circulación en temporadas de bajas temperaturas.

    1- Menos sal y grasas

    Uno de los factores que influyen negativamente sobre la circulación de la sangre es el contenido de sal de la dieta. Un exceso de sodio puede relacionarse con trastornos circulatorios y de retención de líquidos. Conviene vigilar la cantidad de sal utilizada, así como no abusar de alimentos ricos en sodio (snacks, encurtidos, quesos curados y fiambres, entre otros). Otro aspecto crucial que influye es el contenido en grasas saturadas de los alimentos. Un consumo excesivo de alimentos ricos en grasa saturada tiende a aumentar los niveles de triglicéridos y colesterol plasmáticos y aumenta la viscosidad de la sangre, lo que dificulta su circulación.

    2- Más Omegas

    La grasa poliinsaturada tiene la capacidad de disminuir la viscosidad de la sangre, por lo que favorece la corriente sanguínea. Este tipo de grasa se encuentra en los aceites de semillas (girasol, maíz, chía), los frutos secos y el pescado azul. Además estas grasas aumentan el "colesterol bueno" y hacen que el "colesterol malo" no se acumule alrededor de las arterias, por lo que evitan la formación de placas en las paredes de los vasos sanguíneos.

    3- Vegetales doble acción

    Hortalizas y verduras, frutas frescas, cereales integrales, levadura de cerveza y legumbres son ricos en potasio. Este mineral tiene la propiedad de favorecer la eliminación del agua, por lo que es conveniente incluir en la dieta alimentos que contengan este mineral. Además, los alimentos vegetales son ricos en fibra, que facilita el buen tránsito intestinal, muy importante para tener buena circulación a la altura de la pelvis y evitar la presión intrabdominal. Los cítricos contienen en su hollejo sustancias que mejoran el tono venoso, conviene consumir la fruta entera.

    4- Agua, té e infusiones

    Cuando se presentan problemas de circulación, es importante, además de llevar una dieta abundante en vegetales, aumentar el consumo de líquidos, aunque no tengamos tanta sed como cuando hace calor. El agua es la bebida más recomendable a la que se suman otras como los caldos de verduras. Otro modo de ingerir agua es en forma de infusiones: se aconsejan té rojo, diente de león, cola de caballo y uva ursi, de especiales propiedades para la circulación.

    5- El movimiento es esencial

    Activar la circulación es vital en tiempo frío. Hacer ejercicio habitualmente (caminar, nadar, correr), mover las piernas o acostarse con las piernas en alto unos minutos favorecen el retorno venoso y mejorar los síntomas asociados a una mala circulación. Si no tiene tiempo de hacer ejercicios todos los días, ponga diez minutos las piernas en alto acostándose en el piso con las piernas verticales apoyadas en la pared; hágalo una vez por día. Esto bastará

    Viernes 17 de julio de 2015

NUTRICIÓN

  • ¿Qué vitaminas sirven en qué casos?

    ¿Cuántos tipos de vitamina incluyes en tu dieta diaria?

    Probablemente ni recuerdes la cantidad de veces que te han dicho que tomes vitamina C para fortalecer tus defensas y protegerte de la gripe.

    Las vitaminas (y los minerales) son nutrientes fundamentales que requiere el cuerpo en pequeñas cantidades para funcionar adecuadamente.

    Y, por lo general, se obtienen siguiendo una dieta variada y saludable.

    Es importante considerar que el consumo de suplementos vitamínicos debe realizarse bajo estricta supervisión médica porque ingerir demasiado o por un tiempo muy prolongado puede tener efectos perjudiciales en el organismo.

    Pero, aparte de la vitamina C, ¿qué sabes del resto? ¿Conoces la utilidad de la vitamina D, E o la K?

    Siguiendo las recomendaciones del Sistema de Salud Nacional del Reino Unido, la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, contamos en qué casos son útiles unas u otros y en qué alimentos puedes encontrarlos.

    Vitamina A

    Es un antioxidante, lo que quiere decir que puede prevenir o retrasar el daño en cierto tipo de células.

    Los huevos son fuente de una gran cantidad de vitaminas.

    Sus funciones principales son: fortalecer al sistema inmunitario para poder prevenir las infecciones, ayudar a la visión cuando la luz es muy tenue y mantener saludable la piel y el revestimiento de algunas partes del cuerpo, como la nariz.

    Además es importante para el crecimiento óseo, las funciones que desempeñan las células y para ciertas condiciones de la piel, como el acné y las arrugas.

    Fuentes de vitamina A: queso, huevos, pescados grasos, hígado, leche y yogur.

    Como el betacaroteno también le proporciona al cuerpo vitamina A, se pueden consumir frutas y verduras con este elemento: mango, duraznos, lechosa o papaya, espinaca, pimientos y zanahorias.

    Vitamina B

    En este grupo hay varios tipos:

    La B6 le permite al cuerpo usar y almacenar la energía que viene de las proteínas y los carbohidratos que se consumen. También ayuda en la formación de la hemoglobina (la sustancia que se encuentra en los glóbulos rojos y que traslada el oxígeno en el cuerpo).

    Fuentes de vitamina B6: cerdo, pollo, pavo, pescado, pan, cereales, maní, papas y huevos.

    La B12 contribuye a la formación de los glóbulos rojos, ayuda a mantener el sistema nervioso saludable, libera la energía de la comida que consumimos y permite que el organismo procese el ácido fólico, que también pertenece a este grupo vitamínico.

    Fuentes de vitamina B12: carne, salmón, bacalao, leche y queso.

    La falta de vitamina B6 y B12 puede causar anemia.

    El ácido fólico trabaja en conjunción con la vitamina B12 con el objetivo de formar glóbulos rojos saludables y también ayuda a reducir el riesgo de defectos en el sistema nervioso central, como la espina bífida, en bebés cuando se encuentran en el vientre materno.

    Fuentes de ácido fólico: brócoli, coles de Bruselas, hígado, espinaca, espárragos y guisantes.

    La B1, B2 y B3 ayudan al mantenimiento saludable del sistema nervioso y están presentes en los huevos.

    Vitamina C

    Ayuda a la cicatrización de las heridas, protege las células y es necesaria para que el tejido conectivo, que fortalece a los órganos, se mantenga saludable.

    También es importante para los huesos, la piel y para que el cuerpo absorba el hierro.

    En cuanto a la creencia popular acerca de sus propiedades para prevenir los resfríos, es importante tomar en cuenta que es el caso en situaciones muy particulares: corredores de maratones, esquiadores y militares en climas muy fríos.

    Las naranjas son ricas en vitamina C.

    Estudios realizados con respecto al tema no han encontrado suficiente evidencia para asegurar que ayuda a la prevención de las gripe o acelera su cura en el resto de las personas.

    El cuerpo no puede almacenarla, así que debe ingerirse diariamente. La falta de vitamina C puede causar escorbuto, una enfermedad que ocasiona debilidad, problemas en las encías y hemorragias cutáneas y musculares.

    Fuentes de vitamina C: naranjas, pimientos verdes y rojos, fresas o frutillas, brócoli, papas y grosellas.

    Vitamina D

    Sirve para regular la cantidad de fosfato que hay en el cuerpo y ayudar en la absorción del calcio, lo que es fundamental para los huesos, y también para mantener los dientes sanos.

    También juega un papel importante en los nervios, los músculos y el sistema inmunitario. El cuerpo la produce naturalmente al exponerse al sol.

    Su falta puede ocasionar osteoporosis y dolor de huesos en los adultos y raquitismo en los niños.

    Fuentes de vitamina D: salmón, sardinas, hígado, cereal, leche y yema de huevo.

    Vitamina E

    Es un antioxidante importante en la realización de los procesos metabólicos y en el fortalecimiento del sistema inmunitario.

    El yogurt es una buena fuente de vitamina A.

    También protege las membranas de las células y ayuda a que la piel y los ojos se mantengan en buen estado.

    Fuentes de vitamina E: aceites vegetales como el de oliva, de maíz y de soya, margarina, nueces y semillas, vegetales de hojas verdes.

    Vitamina K

    Es necesaria para la coagulación de la sangre, lo que ayuda a que las heridas sanen adecuadamente. Si no se tiene suficiente, puede que la persona sangre mucho

    También contribuye con el mantenimiento del tejido óseo y los tejidos corporales.

    Fuentes de vitamina K: vegetales de hojas verdes como el brócoli y la espinaca, bayas oscuras, cereales y aceites vegetales.

    Las bacterias que se encuentran en el intestino también producen cantidades pequeñas de cierto tipo de vitamina K.

TELEVISION ir
 
Debe actualizar su versión de Flash Player para ver este video.
 
RADIOir
 
radio
Name Play
1.6 Comida y emociones
1.7 40º Aniversario Fundación Favaloro
1.8 Cirugía Estética
1.9 Culebrilla: mitos y verdades
2. Control ginecológico
2.0 Emociones
2.1 Arritmias
2.2 ¿Qué es el EPOC?
2.3 Intensa-Mente de Disney
2.4 La vida social es clave para la salud
2.5 Ventajas de la sopa
2.6 Distinción del Dr. C.E. Castilla
2.7 Soplo cardiaco
2.8 Nuevo medicamento contra el colesterol
2.9 Beneficios de la actividad física
3. ¿Qué es el trastorno bipolar?
3.0 Otoño arrepentido
3.1. Sistema Nervioso y Sistema Digestivo
3.2 Violencia de Género
3.3 Día del Bombero Voluntario
3.4 Dia Mundial de la donacin de organos
3.5 Alcohol asociado a energizantes
3.6 RCP en el deporte
3.7 Control médico
3.8 Enfermedades Hepáticas
3.9 Alcohol: una droga legal
4. Emociones y Estres
4.0 Historia Clínica de Jorge Luis Borges
4.1 Qué es un factor de riesgo
4.2 Historia clínica de personajes de la historia
4.3 Tomar vino hace bien?
4.4 Detección de tumores
4.5 Ser agradecido ayuda a la salud
4.6 El tabaco enemigo de los grandes personajes
4.7 Historia Clinica de Ricardo Alfonsin
4.8 Los Antinflamatorios
4.9 Medicamentos y Creencias
5. Pobreza y Salud
5.0 La Soledad
5.1 El Caso de Angelina Jolie
 
AGENDA
Please update your Flash Player to view content.
TWITTER@DrLopezRosetti
 
Joomla! meta tags